Si has llegado hasta aquí es que estás en ese punto de que tu salón necesita un cambio inmediatamente, pero no quieres gastarte mucho dinero en el proceso. Pues déjanos decirte que has llegado al lugar adecuado porque te vamos a compartir 10 ideas para decorar un salón barato. 

Reorganiza y cambia los muebles de lugar

Reorganizar y cambiar los muebles de lugar es lo más barato que hay para decorar de una forma diferente tu salón, sobre todo porque no tendrás que gastarte ni un euro para hacerlo. 

Primero haz limpieza de todo aquello que no pertenece al salón, ordena el desorden y haz purga de las cosas que realmente no utilizas y ocupan espacio. Luego haz un boceto de cómo quieres que sea este espacio con la nueva organización e, incluso, puedes probar algo más interesante como cambiar el punto, en vez de hacia la televisión a una pared con fotos por ejemplo. 

Mira qué cosas puedes utilizar de otras habitaciones

Siguiendo el punto anterior de gastarse lo menos posible en la decoración del salón, mira a tu alrededor para ver qué puedes coger de otras habitaciones. Es posible que tengas algunos muebles muertos de la risa por la falta de uso o algunos cuadros sin colgar. Otra idea es intercambiar los textiles como los cojines, las alfombras o la manta decorativa. De esta manera también estarás cambiando la decoración de casi toda tu casa a coste cero. 

Manos a la… ¡Pintura!

Aquí ya empiezas a gastarte un poco más porque vas a necesitar al menos un bote de pintura, a no ser que tengas alguno en casa del que te hayas olvidado. 

El salón puede transformarse con solo una capa de pintura, pero obviamente no utilices la misma del resto de las paredes. La idea es escoger un color atractivo para crear una pared focal o pintar las 4 con otro tono para darle un aspecto más actual. 

Pero la pintura no solo se puede usar para las paredes, con ella también puedes actualizar el mobiliario que haya perdido su esplendor o que ya esté un poco anticuado. 

Pinta el suelo del salón

Cuando el suelo ya tiene un aspecto más viejo y desgastado en vez de cambiarlo puedes pintarlo, lo que obviamente te saldrá más económico. Sí es verdad que es un trabajo laborioso, pero el resultado valdrá la pena. ¿Te atreves por un color atrevido como el negro o el azul?

Dale vida a tus paredes con arte

Si la sangre artística y creativa corre por tus venas, ¿a qué estás esperando para poner arte en las paredes de tu salón? No te preocupes, que no te estamos diciendo que hagas una gran inversión, más bien todo lo contrario porque aquí queremos que decores tu salón lo más barato posible. Para darle vida a tus paredes con arte puedes poner mil cosas, desde tapices de tela, composiciones de fotos antiguas o actuales, poner un mural de ilustraciones, pintar con tus propias manos la pared con lo que sientas en ese momento o lo que te transmite tu casa, etc. 

Un poquito de verde con vegetación

Las plantas son uno de esos elementos decorativos que visten cualquier estancia de la casa y hay mucha variedad a precios económicos y fáciles de cuidar, además le dan vida al salón.

Escoge plantas con un follaje abundante y colorido y verás que aunque compres solo una tu salón ya lucirá diferente. No te olvides de coger una buena macena, como las que vienen con patas para mantenerla elevada.

Si en el salón no entra buena luz o no tienes mano con las plantas siempre puedes ir por las hojas o los tallos secos, además de plantas artificiales.

Dale personalidad a tu salón

Vale, estás decorando el salón a tu gusto, ¿pero le estás dando personalidad? Para que al entrar tenga sensación de ser un hogar hace falta algo más que alfombras, plantas o cojines. Incorpora las fotos de tus viajes, con tu familia, tus juegos favoritos o esos recuerdos que llevan guardados años y años. Siguiendo el post de cómo ordenar tu casa con el método Marie Kondo, dale la importancia que se merece a esas cosas que tienen significado para ti. Colócalos en un lugar privilegiado del salón como en una caja de cristal en la mesa de centro. 

Crea contrastes con los muebles

Para decorar un salón de forma barata y que tenga un aspecto totalmente diferente que sorprenda a tus invitados necesitarás algunos elementos dramáticos y llamativos, que le den ese toque diferente con solo colocarlo. 

Las alfombras grandes y coloridas pueden ayudarte en ese caso, pero cambiar los forros del sillón o sofá también marcarán la diferencia. 

No tengas miedo de ir a tiendas de segunda mano a buscar piezas interesantes para crear contraste entre los muebles actuales y los de aspecto vintage. 

Alfombras en capas

Las alfombras en capas se ven bastante en revistas de decoración y puede resultar algo chocante, pero el resultado es interesante y le da un aspecto más acogedor al salón. 

Coloca primero una alfombra lo bastante grande como para cubrir el espacio de los muebles y luego incorpora las alfombras más pequeñas. 

Esto también te puede servir para delimitar espacios y crear puntos de reunión, por ejemplo poniendo un puf o cojines encima de las alfombras de menor tamaño. 

Aporta elegancia a tu salón

Si solo quieres darle un aspecto más elegante a tu salón, pero sin cambios drásticos lo puedes hacer de una forma muy sencilla. Lo primero es cambiar la lámpara por otra más sofisticada con adornos en cristal. Luego ve a los textiles y cojines, sustituye sus forros por telas bordadas o con un color más sobrio, como el gris, el negro o el beige. Las cortinas también es un textil que te ayudará a darle un aspecto más moderno y elegante al salón. Cambialas por unas lisas con un bonito plisado y con caída. 

El salón es uno de los lugares de tu casa donde más vida harás, recibes a tus invitados y donde primero te sientas después de un largo día de trabajo. Decorar el salón barato es posible y esperamos habértelo demostrado con estas 10 sencillas ideas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here